• Leer Reseña
  • Leer Reseña
  • Leer Reseña
  • Leer Reseña
Previous Next
:

WATAIN2018

Miércoles, Enero 17, 2018

banner los benito madeinmetal2


Danny Vaughn

Regresión total. Eso fue lo que viví durante la hora y media de concierto acústico de Danny Vaughn en la Sala We Rock de Madrid el jueves 13 de febrero. Vocalmente intacto a pesar de los años, el cantante nacido en Cleveland, que conserva la maravillosa voz que ha servido para aupar a insignes bandas del heavy glam como Tyketto, Waysted, los proyectos From The Inside, Flesh & Blood y ahora Burning Kingdom, me llevó a mis tiempos de bachillerato, de intercambio de música y derroche de buena energía con los amigos.

Hace 10 años por primera vez hizo un acústico en la sala Ritmo y Compás, y desde entonces no ha podido quitarse a España de la cabeza. Para él es un país donde la gente conoce y disfruta de la música de una manera especial. Ésta gira de febrero por aquí también incluye fechas en Pontevedra y Navarra, y en todas traerá un acústico a la medida: según confesó en medio del concierto, el setlist fue preparado con las peticiones de canciones que ha hecho la gente a través de su web.

Last Man Standing

Cuando entré a la sala, ya la banda de Chema Sales estaba sobre el escenario, y probablemente en mitad de su recital, calentando a un público que poco varió en cantidad desde el comienzo hasta el final. El lleno a tres cuartos presenció al vocalista telonero, Chema Sales, junto al teclista David García sentado frente a su Korg, Gabi Fernández en la guitarra, y otro guitarrista invitado en algunos temas, hacer como hacen Tesla o Bon Jovi en sus acústicos.

De hecho, la tesitura del cantante me recordó bastante a la de Jon Bon Jovi, y sonaron magníficamente en general. Se atrevieron con un cover de un tema de Bruce Dickinson, para después alegrarnos con “Todo Gira”, y terminar con “Cuando te beso”, aproximadamente 10 minutos antes de las 22h.

Last Man Standing

Pelo largo y negro casi hasta la cintura, camisa blanca y fresca, Vaughn se apareció sobre el escenario cerca de las 22:10h, recordándome vagamente a aquel Nuno Bettencourt que arpegiaba ‘More Than Words’ con Extreme. Debió ser el formato acústico. De todos modos, eché un poco en falta la banda, lo eléctrico de aquel Tyketto de quienes nunca tuve un CD, sino cintas, y permanecían en mi mente con un sonido nítido y claro, hasta meloso. Eso sí, tal como anunciaron antes sobre el recital acústico, la energía es la misma. Las primeras notas de “Walk On Fire”, incluido en el álbum ‘Don’t Come Easy’ (1991) de Tyketto, ya encendieron a los que esperaban esta actuación desde que fue anunciada en noviembre del año pasado.

Después de presentarse, Vaughn confiesa que le es fácil tocar en lugares amplios, en estadios, y que lo difícil en realidad era esto, estar en una sala pequeña, donde todo está al alcance del espectador y se es capaz de distinguir lo que realmente vale un artista. Arremete con “Haunted”, extraído de su álbum en solitario ‘Fearless’, para después hacer sonar ‘Traveller’, del álbum homónimo.

Danny Vaughn

Respetuosamente, y de una manera bastante humilde para un músico de su talla, le dedica unas palabras a los teloneros, cuando dice que es un grupo fantástico. Con solo un par de guitarras en escena, que cambia entre tema y tema, se queja de que no es ningún Joe Satriani, aludiendo a su destreza guitarrística, y que habitualmente hace los temas con tres acordes. Precisamente una de las canciones con estas pocas combinaciones sonoras, “Standing Alone”, uno de los éxitos de Tyketto del álbum ya mencionado de 1991, es muy bien recibida por la afición.

Vaughn agradece varias veces al público en español, idioma que según parece no habla mal. Dice de “Heaven Tonight”, justo antes de tocarla, que es una canción muy antigua, de los tiempos de Waysted. Le sigue “Suddenly”, una canción incluida en el primero de los dos álbumes del proyecto From The Inside, y curiosamente retirada de las presentaciones en vivo de la artista para quien fue escrita (LeAnn Rimes) por ser “demasiado rockera”. Aquí es cuando, casi como si recién cayera en cuenta, echa en falta a los percusionistas, e invita a la audiencia a hacer las palmas que sirven para acompañar “The Last Sunset”.

Danny Vaughn y Jorge Salan

“Battle Lines”, otra antigua de Tyketto, antecede un comentario sobre los chocolates y las flores que tendremos que comprar para el día siguiente, San Valentín. A mí se me ocurre que ojalá algunos hayan tenido la buena idea de regalar a la pareja un acústico de Danny Vaughn. Como anillo al dedo. Bueno, quizás no tanto. Llega “Is That All There Is?”, del ‘Soldiers & Sailors on Riverside’(2000), álbum que también incluye otro par de canciones de las que siempre toca en vivo, pero que esta vez no forman parte de la lista. Echa mano otra vez de los mejores temas del ‘Don’t Come Easy’ de Tyketto, y volamos con “Wings”, la que hace junto al guitarrista Jorge Salán (Mago de Oz) “como hace 10 años atrás”, según sus propias palabras.

Lo primero que escribió tras el hiato de Tyketto, recuenta, fue “Jenny Doesn’t Live Here Anymore”, un tema del ‘Blues for Daze’ de la superbanda Flesh & Blood, un proyecto que fue un poco más allá del AOR, con influencias blues que lo acercaron a Humble Pie, Bad Company y Led Zeppelin.

Danny Vaughn y Manuel Seoane

El guitarrista Manuel Seoane, su compañero en Burning Kingdom, se sube a escena para tocar “From On High”, la tercera pista del “Simplified”, álbum del año pasado de esta agrupación de la que ahora Vaughn forma parte. Su esposa Melissa Vaughn no ha venido de gira con él, pero el de Ohio la recuerda todos los días que está lejos de ella, y más un día como hoy. Así, con el recuerdo de su esposa, llega “Falling Down”, otro tema de Burning Kingdom, esta vez el octavo del mencionado disco, una canción que rememora fue terminada exactamente un año antes. De paso, anuncia que pronto (28 de febrero) Burning Kingdom estará en la sala SHOKO de Madrid, y posteriormente en Salamandra 2, Barcelona (1 de marzo).

Las voces de los coristas Paula, Iñaki y Cristina junto al cajón de Óscar Pérez se unen para un clásico: “Burning Down Inside”. Aprovecha para hacer también la juguetona “Lay Your Body Down” con la banda acompañante, y para tanto da la inspiración que el solo de armónica de Vaughn arranca aplausos.

Danny Vaughn

Tras la euforia grupal, ya con menos personas, el escenario se ensombrece. Esta vez sólo Oscar Perez y su cajón lo acompañan. Agradece en español, y presenta “Better By Far”, del ‘Traveller’, con la que se despide, para volver minutos después en un bis de una sola canción, de Tyketto, que no podía faltar: ”Forever Young”, y dejarnos, a veinte minutos de la medianoche, con la satisfacción de haber presenciado un magnífico concierto en vísperas del día del amor.

Danny Vaughn

Aqui les dejamos unos videos que puso MsSeaquake en Youtube de esta noche.


 

Categoría: Crónicas

Search:

Recomendamos:

accept
lanterns
THEFINALMARCH

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Radio:

Programas Anteriores

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

El Tridente:

banner el tridente nov17

thomannmackie thump 12 15

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar